Berlanga y sus dos adjetivos

Posted on noviembre 13, 2010

0


Berlanga ha muerto. En la tele han puesto unas imágenes de él muy joven diciendo que le gustaría que sus películas fuesen recordadas con dos adjetivos: espontaneidad e independiencia. Últimamente no hago más que fijarme en gente mayor (más mayor que yo, vamos) que haya practicado la independiencia en su más estricto significado. Berlanga, desde luego, se ha podido morir tranquilo en ese sentido. Me quedó claro leyendo hace unos años un libro sobre la productora de la que formaba parte durante el franquismo, Uninci, todo un referente de la historia del cine en España. En esa empresa fuertemente vinculada con el Partico Cumunista desembarcaron Berlanga, Muñoz Suay y Bardem en el 52, y Bienvenido Mister Marshall fue el título que le dio el golpe de timón definitivo. Lo gracioso es que fue declarada película de interés nacional. Las aventuras, desventuras y giros que tuvieron que dar Berlanga y sus colegas a los guiones para escapar de la censura están recogidos en este libro increíblemente bien documentado y firmado por Alicia Salvador Marañón.

Anuncios
Etiquetado:
Posted in: Cine